lunes, 6 de agosto de 2018

Carmena se enfrenta a Podemos e IU para repetir sin primarias y sin el exJemad de dos

BUSCA BLINDAR LOS PUESTOS DE SALIDA

La oposición del carmenismo al acuerdo entre Podemos e IU y la creciente confrontación amenazan con difuminar la candidatura que en 2014 conquistó el Ayuntamiento de Madrid


IVÁN GIL
6 AGO 2018

El modelo de Ahora Madrid que quiere encabezar la alcaldesa Manuela Carmena de cara a las elecciones del próximo año no coincide con el pactado entre las direcciones de Podemos e Izquierda Unida. Principalmente, en lo referente a la celebración de primarias para definir la lista electoral con la que se presentará la candidatura municipalista en los comicios de 2019. La alcaldesa, a través de su núcleo duro, insiste en que solo optará a la reelección —como así desean en Princesa 2, la sede estatal de Podemos— si es con un equipo de confianza, aunque se abre a consensuar con estas formaciones algunos huecos. Esto es, con una lista cerrada, aunque dejaría cierto margen para la integración. Podemos e IU, en cambio, han firmado un acuerdo para concurrir juntos a los comicios en la capital donde han ratificado expresamente que la candidatura se defina "mediante elecciones primarias abiertas, plurales y proporcionales".
La respuesta del núcleo duro de la alcaldesa a este llamamiento conjunto de cara al proceso electoral municipal de 2019 ha pasado por que solo se ratifique mediante primarias el cabeza de lista. El candidato podría así, posteriormente, contar con total autonomía a la hora de elegir el resto de la lista. Si bien la alcaldesa lleva meses amenazando con no presentarse a la reelección, el acuerdo entre las direcciones municipales de Podemos e IU ha aumentado las tensiones entre el denominado carmenismo y las principales formaciones que impulsaron Ahora Madrid junto a los movimientos sociales. Algunos ediles incluso han planteado la elección de Carmena por aclamación y han invitado a los ediles que consideran "díscolos" a dar un paso a un lado
El acuerdo reclama asimismo que no se renuncie a la diversidad y defiende que, frente a la fórmula jurídica del partido instrumental que se utilizó para los comicios de 2014, Ahora Madrid se convierta en "coalición electoral", al considerarse el modelo "más adecuado para concurrir a las elecciones municipales". De hecho, esta fue la decisión mayoritaria de las bases en una consulta realizada a los inscritos del partido. Es por ello que el líder de Podemos en la capital, el exJemad Julio Rodríguezdefendía la necesidad de "revalidar el Gobierno del cambio en Madrid" concurriendo con IU "en un proyecto diverso, que recoja el mandato de los inscritos y las inscritas y ponga en valor el trabajo de la sociedad civil".
El curso político se ha cerrado sin acuerdo y elevándose la tensión entre Carmena y los actores políticos presentes en Ahora Madrid. El enfrentamiento de la alcaldesa con IU tampoco es nuevo y se situó en un punto de no retorno tras la destitución de Carlos Sánchez Mato como edil de Economía y Hacienda por negarse a firmar el plan económico-financiero (PEF) para cumplir con los ajustes impuestos por el exministro Montoro. Desde Ganemos, la plataforma ciudadana que puso las bases de Ahora Madrid y en la que se referencian tres ediles del Gobierno municipal, también han insistido en la necesidad de celebrar primarias proporcionales y no han escondido su confrontación con la alcaldesa, hasta el punto de plantearse la creación de un espacio autónomo y competir en las elecciones con otra candidatura. Todo ello con la vista puesta en la posible configuración de otra candidatura de "unidad popular" para la Comunidad de Madrid tras la exclusión del sector anticapitalista de la candidatura que liderará Íñigo Errejón.
El choque con Podemos es más novedoso, pues si bien las relaciones entre Julio Rodríguez y Carmena siempre fueron buenas, su sintonía política no se está manifestando de la misma forma a la hora de conformar la candidatura, como así se había manifestado en los últimos meses. La principal razón es que los puestos de Podemos en la lista electoral que planea Carmena serían más reducidos de lo esperado y en posiciones secundarias, puesto que, además de los afines, tanto del Gobierno como de cargos de confianza que quiere incluir en puestos de salida —uno de estos casos es el del coordinador de la alcaldía, Luis Cueto—, la alcaldesa planea situar también a independientes. Tampoco se ha asegurado que el exJemad Julio Rodríguez sea el número dos de Carmena, como se daba por hecho en Podemos.
En este contexto, la intención de las formaciones lideradas por Pablo Iglesiasy Alberto Garzón es acelerar los tiempos para aumentar la presión y que las primarias se celebren el próximo otoño. Su intención es iniciar la precampaña en enero de 2019 con la candidatura ya consolidada. El núcleo de afines a la alcaldesa se mantiene al margen de este proceso e, incluso, se plantea mover ficha por su cuenta celebrando un acto público las semanas posteriores a la vuelta de vacaciones para lanzar la candidatura.
La desconexión entre unos y otros se ha hecho evidente, y el mes de septiembre será crucial para que vuelvan a acercarse posturas. Las incógnitas no han dejado de aumentar durante los últimos días ante la oposición del carmenismo al acuerdo entre Podemos e IU, y la creciente confrontación amenaza con difuminar la candidatura de Ahora Madrid que en 2014 conquistó el ayuntamiento de la capital contra todo pronóstico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario